• version imprimible
Lunes, octubre 2 de 2017

Eyzaguirre afirma que esta administración va a terminar con una economía en franca recuperación y anticipa reducción importante del déficit fiscal

  • El secretario de Estado, al presentar el Estado de la Hacienda Pública, proyectó un crecimiento de 1,5% para este año y de 3% para el próximo, aunque señaló que dicha proyección podría ser conservadora.
  • Ante la Comisión Especial Mixta de Presupuestos reafirmó el compromiso de reducir el déficit fiscal, y señaló que el déficit efectivo descenderá a -1,9% del PIB en 2018.
  • Aseguró que el aumento del gasto fiscal de 3,9% en el Presupuesto 2018 es posible gracias a un mayor crecimiento de la economía, la demanda, un mejor precio del cobre y la Reforma Tributaria.

Santiago, 2 de octubre de 2017.- “Recibimos una economía en el contexto de una situación internacional y de comercio mundial que venía desacelerándose, y todo indica que esta administración va a terminar con una economía en franca recuperación”, afirmó hoy el ministro de Hacienda, Nicolás Eyzaguirre, ante la Comisión Especial Mixta de Presupuestos.

Al presentar el Estado de la Hacienda Pública (ver presentación), el secretario de Estado efectuó un completo análisis de la economía nacional e internacional y explicó el por qué el Presupuesto de 2018 se elaboró con un alza del gasto público de 3,9%, ello, en el marco de una política fiscal responsable, que intenta ir acomodando gastos conforme a los ingresos más permanentes de la Nación.

La autoridad, señaló que el Gobierno de la Presidenta, Michelle Bachelet, recibió una economía -en el contexto de la situación internacional y del comercio mundial- que venía desacelerándose.

En ese sentido, detalló que el repunte vigoroso que comenzó a mostrar la economía mundial en 2010, empezó paulatinamente a perder fuerza en los socios comerciales de Chile, y esta recaída que fue sistémica y compartida por 17 economías emergentes exportadoras de commodities, nos ha acompañado hasta bien entrado 2016. 

“Claramente los excesos producidos por la forma en que se recuperó la economía mundial el año 2010 se están absorbiendo completamente y estamos volviendo la normalidad”, puntualizó el ministro. 

Si bien esta situación tuvo una réplica espejo a nivel interno, Eyzaguirre aseguró que “afortunadamente la reactivación comienza por donde empezó nuestro problema: la minería” y aludió al empleo y la inversión minera que se comienzan a recuperar con claridad. 

“Los proyectos mineros ingresados al Sistema de Evaluación Ambiental han crecido de manera muy significativa en 2017. Por tanto, esto se está revirtiendo por donde comenzó. Y se transmite al desempleo, en la punta vemos que la tasa de desempleo está bajando y en la punta también vemos que el empleo asalariado está nuevamente empezando a subir. Es decir, esto es la historia que ya vimos, pero en reversa”, dijo.

Esta mejoría, de acuerdo con la autoridad económica, “claramente ya está llegando al sector privado, que está viendo ese mismo panorama y el índice de confianza empresarial y de confianza de los consumidores, está nuevamente retornando a valores más interesantes”. 

Perspectivas

Frente a esta mejora que está mostrando la economía doméstica, el secretario de Estado estimó que este año la economía cerraría con un crecimiento en torno a 1,5%, teniendo como supuestos que el tercer trimestre se expandiría en torno a 2% y el cuarto lo haría con cifras del orden del 3%. 

“Hacia el año 2018 prácticamente todos, salvo el Fondo Monetario Internacional, que ahora va a sacar sus nuevas cifras, están proyectando un crecimiento del orden de 3% y hacia el año 2019, ya las proyecciones van subiendo”, acotó.

El Presupuesto de 2018 se elaboró con un supuesto de crecimiento de 3%, aunque el ministro Eyzaguirre advirtió que dicha cifra hoy pareciera conservadora.

A medida que mejora el ciclo, indicó el secretario de Estado, la deuda neta debiera comenzar su descenso y recalcó que la credibilidad que existe en nuestro país es la que permite poder endeudarse sin que tengamos efectos financieros adversos, como lo vivió dramáticamente Europa en los años 2011-2012.

Mencionó que los CDF, que miden exactamente el riesgo de nuestra deuda, muestran a Chile con la mejor posición de América Latina, y en niveles extraordinariamente bajos. “No hemos llevado ni la política monetaria ni la política fiscal a territorio que pueda comprometer nuestro crecimiento futuro y se ha mantenido dentro del estricto espacio donde tendrá que seguir manteniéndose, de credibilidad”, agregó.

Alza del gasto fiscal

Respecto al incremento de 3,9% del gasto fiscal planteado en el Presupuesto 2018, Eyzaguirre señaló que se llegó a esa cifra considerando un crecimiento de 7,4% en los ingresos efectivos del Fisco, y de 5% de aumento en los ingresos estructurales. 

Avalan estas cifras un crecimiento del PIB y de la demanda que duplican a los de este año; un precio promedio del cobre superior al de 2017 y la implementación de la Reforma Tributaria.

Estas cifras son compatibles con la reducción significativa del déficit fiscal efectivo, desde el -2,7% del PIB previsto para este año a sólo -1,9% del PIB para 2018, trazando una senda que tienda al balance estructural.  

El déficit estructural, en tanto, también disminuye desde el -1,7% del PIB estimado para este año a -1,5% del PIB en el próximo ejercicio.

“Este 3,9% que hemos previsto como aumento del gasto público es consistente con una reducción de 0,25% en el déficit estructural”, dijo el secretario de Estado. 

En cuanto a las críticas que han surgido sobre el fondo de libre disponibilidad, el ministro Eyzaguirre señaló que “cualquiera tiene derecho a calificar del modo que estime conveniente, pero esto es equivalente a 0,7% del gasto total, que es la cifra que en los últimos gobiernos más menos se ha ido heredando de un gobierno a otro”.

Precisó que este 0,7% es la provisión que se deja al futuro gobierno para que pueda realizar sus políticas, pero, además, la futura administración tiene la posibilidad de reasignar ampliamente. “Por tanto, puede establecer sin ninguna dificultad sus propias prioridades”, aseveró.

Ir arriba