• version imprimible
Martes, enero 31 de 2017

Ministro de Hacienda anuncia que estudiará iniciativa legal para “reforestación inteligente” que apoye la recuperación de zonas dañadas por incendios

  • Rodrigo Valdés desarrolló una intensa agenda de trabajo en la región del Maule, que incluyó también un encuentro con vitivinicultores de Cauquenes y otros pequeños productores agrícolas afectados.

Cauquenes, 31 de enero de 2017.- Reuniones con gremios de la madera y de los vinos afectados por el incendio, visita a una viña destruida por las llamas y sobrevuelo de las zonas amagadas fueron parte de las actividades que el ministro de Hacienda, Rodrigo Valdés, realizó hoy en la región del Maule. 

La autoridad también sostuvo reuniones de trabajo con el Intendente Pablo Meza, los ministros de Defensa, Economía y Trabajo; y los equipos del gobierno que están en la zona, con el objeto de coordinar las acciones necesarias para la recuperación productiva de la zona e informar sobre los instrumentos estatales disponibles. Las actividades culminarán al final de la tarde con un gabinete económico en la región de O’Higgins, junto al ministro de Agricultura y el Intendente Pablo Silva.

La jornada se inició en Talca con una reunión con representantes de la industria maderera regional, como la Corporación Nacional de la Madera (Corma) y las pequeñas y medianas empresas madereras (Pymemad) del Maule, en la que además participaron las autoridades locales, el senador Juan Antonio Coloma y los diputados Sergio Aguiló y Guillermo Ceroni. 

La cita fue calificada por el ministro como “muy productiva, en términos de identificar qué cosas nos faltan para poder ayudar algunas actividades de la región, que son muy importantes, para que vuelvan a ponerse de pie”. En este sentido, sostuvo que el gobierno tiene líneas de acción para diversas actividades productivas, pero en cuanto a la cadena de la madera, que incluye plantaciones y reforestación, “no tenemos los instrumentos suficientes y nos hemos comprometido en trabajar en crear los instrumentos que sean necesarios”. 

Añadió que “tenemos que repensar cómo hacer un mecanismo de ayuda para que se pueda replantar, porque al final esta es una región en que la madera importa, los aserraderos importan, dan trabajo, producen. Tenemos que ayudar a que se pongan de pie ellos de nuevo, para eso necesitan insumos y el insumo principal es la madera”. Precisó que eso implica  que “tenemos que trabajar probablemente en un proyecto de ley para esto”. Explicó que se trata de contar con “mecanismos para apoyar una reforestación inteligente”, que considere “reglas claras” y las restricciones existentes en cuanto al agua, respeto de biodiversidad, manejo de las plantaciones para asegurar  la calidad de la madera y el buen funcionamiento de esa cadena productiva.

Sobre los desafíos en la industria forestal, el ministro dijo que “algunos van a tener ciertamente rendimientos un poco menores, pero con una mirada de mediano plazo es claro que acá hay buenos negocios por hacer”. Así, dijo que habrán apoyos para que los micro, pequeños y medianos empresarios de la región puedan acceder a líneas de crédito, junto con subsidios de retención “de manera que los podamos ayudar a mantener a sus empleados contratados”. Añadió que también se sumarán subsidios directos de empleo a través de Conaf y otros mecanismos, que podrían generar un aumento de puestos de empleo de emergencia para limpiar y recuperar campos quemados. 

Más tarde, Valdés y el ministro de Defensa, José Antonio Gómez, visitaron el regimiento de infantería N° 16 Talca, donde visitaron el comando logístico desde donde se monitorea el despliegue de los efectivos de las Fuerzas Armadas que colaboran en el combate del fuego y en tareas de seguridad. Luego, ambas autoridades realizaron un sobrevuelo en helicóptero por parte de la zona afectada, para visualizar las pérdidas en patrimonio forestal. 

Más tarde, el titular de Hacienda llegó a Cauquenes para sostener una reunión de trabajo con vitivinicultores, entre ellos la Asociación Gremial de Viñateros de Secano de Cauquenes; y otros pequeños productores agrícolas que han sufrido daños por los incendios, en la que también participaron el Director del SAG, Ángel Sartori; y el Gobernador de Cauquenes, Gerardo Villagra.

En el encuentro y junto con informar de los diversas líneas de apoyo que el gobierno tiene, el titular de Hacienda destacó la necesidad de cautelar el buen uso de los recursos públicos “para que las platas se usen bien y lleguen donde se necesiten”. Para esto, pidió a los asistentes colaborar en los catastros de emergencia productiva que se están iniciando.

“Cauquenes tiene un patrimonio muy particular en vinos, que tenemos que cuidar. Hay muchas viñas afectadas, estamos recién haciendo los catastros por lo tanto todavía es irresponsable decir qué porcentaje se quemó. Pero no se quemó todo. Lo que hay que hacer ahora es un trabajo entre gobierno y productores para ver qué cuellos de botella quedan y cómo ir ayudando a aquellos que sufrieron pérdidas”, señaló. Sobre apoyos, el ministro sostuvo que al parecer las líneas de subsidio existentes son suficientes, pero dijo que se debe calibrar si son perfectas  para esta situación “y tal vez haya que hacer algún tema adicional, pero desde los temas de retención de empleo, garantías de créditos, subsidios directos para construcción específica de algún galpón, de alguna bodega, ya existen y por lo tanto esos mecanismos están”, acotó.

Valdés concluyó afirmando que en general, “en el caso de las viñas tenemos los instrumentos para que el Estado ayude a los empresarios locales a poder de vuelta producir lo que saben. En el caso de los bosques y la cadena productiva de la madera, nos queda más trabajo”.

Ir arriba